De lo que fue el Galaxy S a lo que es el Galaxy S6

Mientras estamos esperando a que el Galaxy S7 desembarque casi traído desde otras galaxias de la mano del CEO de Samsung en el Mobile World Congress el 21 de febrero, si uno echa la mirada hacia atrás y recuerda al primer Galaxy S al igual que otros Android bien destacables como el HTC Hero, se evidencia el enorme cambio que hay entre unos móviles a otros. Mientras que ahora nos pegamos por querer tener el mejor smartphone que haga las mejores fotos en condiciones de poca luz, o que tenga resolución QHD para no poder ni determinar las diferencias con una FHD, cuando fue lanzado el primer S con una pantalla de 4 pulgadas, seguramente que no fueron muchos los que pudieron intuir que ocurriría con esta serie del fabricante coreano.

La verdad que no fue el primer S el que dio con la tecla adecuada, sino más bien el S2 el que lanzó al estrellato al fabricante coreano. Pero nos vamos a servir del primero para ver las diferencias entre unos terminales que llega a las 5,1 pulgadas el S6 mientras que el primer S se queda en las cuatro pulgadas. Sí, tal como lo lees, cuatro pulgadas eran más que suficientes para llamar la atención de muchos usuarios y posiblemente incluso de Apple para que pudiera entrever las futuras pesadillas que provocaría esta serie S a los chicos de la manzana. Curioso que esta semana pasada conociéramos que lanzarán más apps a Android. Por esto mismo vamos a realizar una pequeña y especial comparación entre lo que son estos dos terminales que dejará claro la rápida evolución tecnológica en los 6 años de diferencia que tienen.

Android 2.1

Con el Galaxy S nos vamos a Android 2.1 y a un terminal que esperaba llegar, si las cosas iban bien, los 10 millones de smartphones en todo el planeta. Si Huawei, tercer mayor vendedor de smartphones del planeta, vendió los 109 millones dejando en segundo y primer lugar a Samsung y Apple respectivamente, podemos darnos cuenta de las esperanzas que tenían con ese Galaxy S, aunque hay que citar que en la 2.1 Android estaba en sus casi primeros pasos, como aquel bebé que empieza a gatear para pronto intentar levantarse sobre su eje para dar los primeros pasos.

Con 4 pulgadas de pantalla, dimensiones de 122,4 x 64,2 x 9,9mm y 118 gramos de peso, ahora se nos queda como un terminal bien pequeño que podemos manejar fácilmente con la mano. Si lo cambiemos por un S6 que tiene una pantalla de 5,1″, mide 143,4 x 70,5 x 6,8mm y pesa 138 gramos, son solamente 20 gramos más para un terminal que posee un mejor ratio de uso de la parte frontal para la pantalla y que el grosor ha bajado hasta los 6,8mm.

Diseño y hardware

El S6 ha sido el terminal que ha traído esas sensaciones a tener un gama alta de verdad en la mano, algo que se evidenciaba en los dos primeros S y que seguramente en el S7 dará otro paso hacia delante, aunque volverá a traer parte de la forma del S en la trasera, tal como hemos podido ver en la primera imagen filtrada hoy mismo.

Si en las formas, peso y medidas encontrábamos bastantes diferencias, es en el diseño donde el S6, sobretodo en el edge, donde encontramos a otro teléfono muy distinto. Lo que tienen en común son las teclás físicas, una cualidad que tendremos durante un buen tiempo, ya que para Samsung es uno de sus sellos de identidad.

1.500 mAh en la batería para poder suministrar toda esa energía a la pantalla “gigante” de 4 pulgadas. Vamos a dejar lo de gigante para lo que acontecía en el 2010, ya que ahora mismo es un teléfono bien pequeño que casi podría entrarnos en el bolsillo pequeño del pantalón con un poco de esfuerzo.

El S6 pasa a los 2,550 mAh de batería para un teléfono en el que vamos a tener decenas de apps abiertas, la pantalla tiene QuadHD en la resolución y que gracias a la eficiencia de la CPU, de la propia casa, se puede obtener casi un día de batería.

Las apps y videojuegos eran bien distintos a los que son a día de hoy, aparte de que Android no estaba tan optimizado y las capas de personalización no necesitaban tantos recursos. Por lo que las diferencias pasan también por estar ante dos experiencias distintas que se obtienen. Si ya comparamos ese Android 2.1 al 6.0 Marshmallow, el secreto de Android se debe también a una serie de enormes ventajas en el rendimiento del SO a la vez que la inclusión de ciertas características como Doze para que no se consuma tanta batería.

De los 512MB a los a los 3GB de RAM

Pobre CPU Hummingbird a una velocidad de 1.0 GHz si la ponemos al lado del chip Exynos 7420 de ocho núcleos. Otra de las enormes diferencias en el tiempo, y no solamente en el potencial de procesado sino en la eficiencia energética. A esto le podemos unir la memoria RAM de esos 512MB del primer S a los 3GB de RAM en el S6. Aquí volvemos a lo dicho de las diferencias en el software, aunque podemos echar en falta que estos smartphones no sean capaces de mover apps x86 como si hace la tablet Surface de Microsoft.

Cuando Android era el SO con mayor crecimiento del momento y que se encontraba en sus pinitos, el Galaxy S era un smartphone especial que auguraba grandes éxitos tanto a Samsung como al propio Android. Un éxito recogido ahora por parte del S6 y que con el S7 se intentará poner la guinda en el pastel para un mercado en el que ahora mismo es bien difícil competir y en el que los teléfonos de 100-200€ están siendo lo deseado por parte de la comunidad Android.

Otros tiempos para un terminal que se vendía por 500€ y otro que pasaba los 700 para dejar la sensación de que finalmente Samsung volvía a esos tiempos del S y S2. Veremos que nos trae el S7.

Ofertas en móviles y smartwatches
¿Buscas móvil nuevo o un smartwatch? No te pierdas estas ofertas! Podrás escoger tu móvil según el precio, tamaño de pantalla o marca para que escojas el que mejor se adapta a tus necesidades.

Móviles libres de ofertaSmartwatches


Categorías

General, Samsung

Androidmaniaco, artista y persona polifacética en diversos campos. Estudios realizados en ESDIP (realización de cortos en 3D y animacion clásica) Ilustrador, profesor de dibujo y pintura, y ultimamente volcado en el teatro y la interpretación.

4 comentarios

  1.   David Alberto dijo

    Seamos honestos muy pocos conocen o conocieron el galaxy S, la fiebre como tu dices y la recordamos por lo menos yo, es el S2 una verdadera leyenda urbana capaz de ponerse al tu con iphone y decirles mi móvil es mejor y lo era verdaderamente, el S3 reafirmo y creo Lo que es hoy Samsung en cuanto a tecnología y te guste o no marcaron pautas y gracias a la saga galaxy S es que Android(muchos me acusarán de blasfemo) es lo que es.

    1.    Manuel Ramírez dijo

      El S2 lo tuvo mi chica y amos un terminal que ha dado la talla… Lo recuerdo bien cuando lo lanzaron que fue casi una locura y eso que hablamos de un teléfono pequeño si lo comparamos a los de hoy, pero en todos los sentidos funcionaba excepcionalmente bien.
      El problema de Samsung es que se lo ha creido demasiado que sin ellos Android no sería lo que es hoy. También ayudó mucho HTC para llegar a estos días, pero sí, Samsung fue en un 70% culpable.
      Saludos!

  2.   Iván Rolo dijo

    El Galaxy S fue lo máximo, era el buque insignia de samsung, nadie lo conocía y tenía un rendimiento increíble, ayudó a la popularización de android, creó un frente de batalla contra el iphone…el S6 es aburridamente más de lo mismo, materiales de calidad dudosa, pantalla con bordes que no sirven para más que encarecer los repuestos, un verdadero despropósito…es muy difícil mantenerse líderes tanto tiempo, desgasta, y caer en el autoplagio de sus modelos edición tras edición poco ayuda

    1.    Manuel Ramírez dijo

      El “autoplagio, tal como lo denominas, les pasa a muchos. LG lanzó el gran G2 y los G3 y G4 no se le acercan a lo que fue, son como un “intento”, cuando fue ese primero el que les dio la posibilidad de estar en boca de todos. ¿Tendrán que darse otro batacazo para idear un móvil como el G2? No entiendo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.