Cómo elegir las mejores fotos de perfil

las fotos de perfil no suelen ser obligatorias

A día de hoy las redes sociales forman parte de la vida cotidiana de las personas. Casi todos tenemos una cuenta en alguna de ellas, ya sea Facebook, Whatsapp o servicios de correo electrónico como Gmail o Outlook. Si bien son aplicaciones diferentes en las que podemos interactuar con otras personas de diversas maneras, todas tienen una cosa en común: El perfil. En él reflejamos los datos que queremos mostrar, como nuestro nombre de usuario, y, si queremos, podemos añadir fotos de perfil.

¿Pero para qué sirve la foto de perfil? ¿Por qué le damos tanta importancia? En este artículo responderemos a estar preguntas y comentaremos qué imágenes usar para este fin.

¿Qué fotos usar de perfil?

Damos mucha información sobre nosotros mismos con nuestras fotos de perfil

Las fotos de perfil son una manera de representarnos. Normalmente suele ser lo primero que miran las demás personas y se pueden llegar a sacar muchas conclusiones de ellas. Por lo tanto no es de extrañar que queramos poner alguna foto en la que salgamos especialmente bien o de algo que nos gusta muchísimo, como un grupo de música, una película o nuestra mascota. Cuando otras personas ven nuestra la imagen que hemos elegido, verán nuestros gustos, nuestras expresiones, cómo nos maquillamos y cómo nos vestimos. Realmente damos mucha información sobre nosotros mismos con nuestras fotos de perfil.

Cuando creamos una cuenta en una red social, lo primero que debemos tener bien claro es qué uso le queremos dar. No es lo mismo tener una cuenta en Instagram para subir fotos de comida, que tener un perfil en LinkedIn para buscar trabajo o el Whatsapp privado para hablar con amigos y familiares. Teniendo en cuenta el objetivo final de nuestra cuenta, podremos elegir mejor las fotos de perfil.

Fotos de perfil para cuentas temáticas o de empresa

En el caso de que queramos crear una cuenta en la que compartir publicaciones sobre un tema específico, como por ejemplo viajes, comida, mascotas, etc., la foto de perfil debe estar relacionado con ello. No tiene ningún sentido crear una cuenta que trata sobre repostería y que en la foto de perfil salgamos nosotros tomando una cerveza. Sin embargo, podemos poner una foto de nosotros y que refleje la temática. Por ejemplo: Si es una cuenta sobre comida, podemos salir con el gorrito de chef y con algún plato en la mano; si es una cuenta sobre mascotas, podemos salir junto a una mascota. No obstante, el foco principal de la imagen debería ser el tema de la cuenta, resultará menos confuso y más llamativo para los seguidores.

Para escoger la foto, lo más recomendable es utilizar una imagen nuestra para no tener problemas de autor en algún momento. Podemos editarla y añadir como texto el nombre de la cuenta. Esto puede ir muy bien en redes sociales donde las fotos de perfil se pueden ver grandes, como por ejemplo Facebook. Por otro lado, en Instagram sería mejor una imagen sin texto, ya que la foto de perfil se ve siempre pequeña.

Si se trata de una cuenta de empresa, está bastante claro que la mejor imagen que podemos utilizar para el perfil es el logo correspondiente. Así, las personas que busquen la empresa podrán reconocerla rápidamente.

Fotos de perfil para buscar trabajo

La elección de las fotos de perfil dependerá del uso que le queramos dar a la cuenta

A la hora de buscar trabajo, los perfiles de las webs y aplicaciones disponibles son muy similares a un currículum vitae (CV). En estos casos se podría decir que es obligatorio poner una foto en la que salgamos nosotros solos y que se nos vea bien la cara. El objetivo es transmitir una imagen de nosotros mismos amigable pero a la vez responsable. Queremos que las empresas nos vean como personas capacitadas para el puesto de trabajo y con un trato confiable. ¿Cómo lo conseguimos? Veamos algunos trucos:

  • Es importante que se nos vea arreglados y aseados. También la ropa que llevamos debe ser elegida meticulosamente. Lo más recomendable es que sea elegante y neutra para dar una buena primera impresión.
  • Podemos sonreír un poco. No hay que exagerar, pero tampoco parecer demasiado serios.
  • A ser posible, el fondo debería tener un color neutro o estar bastante difuminado. Queremos que la empresa se fije en nosotros y no nos descarte por ver una habitación desordenada, un póster de algo que no les gusta, etc.
  • Si nos hacemos la foto nosotros mismos, lo mejor es evitar que se vea el brazo, ya que queda poco profesional. Para ello podemos usar el temporizador de la cámara o pedirle a alguien que nos haga la foto.

Fotos de perfil para ligar

La aplicaciones de ligar, como por ejemplo Tinder, están viviendo su época dorada. Cada vez son más los usuarios que optan por ellas para intentar encontrar el amor de su vida o un rollo de una noche. Para escoger las fotos de perfil para estas apps, podemos seguir diferentes estrategias, dependiendo de nuestro objetivo.

Supongamos que sólo queremos pasar el rato con alguien. En este caso queremos encontrar a una persona que busque lo mismo. Así que lo más recomendable es colocar fotos que no digan mucho de nosotros pero que sean llamativas y sexys. Para ello, debemos evitar que se vean objetos personales en el fondo. En cuanto a nosotros, debemos salir bien, obviamente. Las fotos que normalmente suelen quedar bien son aquellas que nos hacemos antes de salir de fiesta o en ocasiones especiales, que solemos ir más arregladas o arreglados.

Por otro lado, si queremos encontrar a alguien especial con quien compartir el resto de nuestra vida, la cosa cambia un poco. En este caso nos interesa que los demás puedan ver un poco de nosotros: Nuestros gustos, cómo somos, etc. Por lo tanto, no pasa nada si se ve de fondo un poquito nuestra habitación. Es algo que dice mucho de nosotros y puede servir como filtro para personas no afines. Es recomendable usar fotos nuestras naturales, como solemos ir en el día a día, y alguna de eventos especiales.

Fotos de perfil para nuestras cuentas personales

Finalmente nos quedan por destacar las fotos de perfil para nuestras cuentas personales. Se trata de aquellas en las que interactuamos sobre todo con amigos, conocidos y familiares. En estos casos podemos colocar la imagen que queramos: Una foto nuestra, con amigos, con la pareja, una imagen de nuestra mascota, de un paisaje, de un grupo de música, etc.

Recordad que la foto de perfil no tiene por qué ser permanente. Siempre tenemos la opción de cambiarla cuando nos plazca. En el caso de que prefiramos no mostrar ninguna imagen, no pasa nada, en muchas redes sociales no es obligatorio.


Síguenos en Google News

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Actualidad Blog
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.